Inicio > Multimedia, Periodismo digital > ¿Los periodistas digitales deben saber programación?

¿Los periodistas digitales deben saber programación?

Un debate común en la academia y un dilema en las redacciones, la definición del perfil ideal del periodista digital se complica cuando nos toca discernir cuánto de “la parte técnica” debe dominar para ser efectivo en su trabajo.

No se trata de un asunto meramente teórico, sino que tiene un profundo impacto en el diseño curricular de los programas de educación en el área, así como en la definición de los perfiles de los candidatos que buscan ingresar y, obviamente, en la trasnformación que se quiere lograr en ellos durante el proceso didáctico.

En la mayoría de los casos, hay una coincidencia en que “algo” se debe saber sobre el funcionamiento general del mundo digital (cómo funciona internet, qué es la web 2.0, ) y que se debe comprender “algo” del arte de programar.

El primer punto es abordado para poner en contexto al profesional, sobre todo a quienes aún no entienden qué es internet.

La necesidad de saber algo de programación es, por su parte, meramente utilitario. se supone que el comunicador debe poder comunicarse con el programador para poder transmitirle las necesidades de la pieza o trabajo que están desarrollando. Este punto de vista se demuestra en los testimonios que he podido recoger de algunos colegas:

@NSC Si el periodista trabaja en web debe saber indicarle al programador como quiere presentar los datos en su relato informativo.

@LuisCarlos:  debe saber pedirle al programador, que es distinto

@milfri: Noción, más no programar

@chiquiesteban: creo que no tienen q ser programadores, pero deben entender como funciona y qué se puede hacer o no. Y si saben, mejor

@mariannerobles: Recomedable tener nociones que permitan dialogar con quienes programan. Existe ya un perfil profesional híbrido periodista-prog

Las preguntas entonces qué es ese “algo” que deben comprender los periodistas y cómo adquirirlo. ¿En qué se traduce específicamente esa capacidad de “comunicación sobre cómo presentar los datos” o de entender “qué se puede hacer”?

El Pensamiento Multimedia

El primer elemento a desarrollar por los periodistas es la comprensión de los lenguajes digitales y las características de las nuevas narrativas. Lo que Díaz Noci y Salaverría definen como los ingredientes de los nuevos géneros: multimedialidad, interactividad, asincronía y la capacidad de ensamblar distintas estructuras temáticas basados en la hipertextualidad.

Ciertamente, todos estos elementos se pueden entender y maniobrar sin necesidad de entrar en los intringülis de la programación que los soporta. Ejercicios de conceptualización de piezas digitales, de creación de wireframes con herramientas como Axure y/o de guiones multimedia son un camino a seguir para iniciarse en esta habilidad.

Como le aconsejaban a los alumnos de Redacción, leer es otra de las actividades centrales. Pero “leer” en el mundo digital significa visitar muchas páginas y aplicaciones, interactuar con ellas, navegarlas y entender cómo encajan las distintas piezasen su funcionamiento.

En lo personal, he encontrado el uso de videojuegos como una herramienta útil para comprender las complejidades del discurso interactivo. Las producciones de este tipo combinan animaciones, interactividad, efectos de sonido, historias con altas ambiciones discursivas, mecanismos de feedback, solución de situaciones inesperadas (un jugador que toma camino equivocado, muerte del personaje). Pero además, como parte de su naturaleza, tienen una estructura dramática y un objetivo lúdico.

Más recientemente, el análisis de aplicaciones móviles en su diseo y funcionamiento puede ser un ejercicio interesante para quienes desean introducirse en este tema.

Lenguajes y usos

Sin embargo, soy de los que considera que para aprender a manejar verdaderamente los elementos del discurso digital se debe comprender los detalles de algunos de los lenguajes de programación disponibles para el desarrollo de operaciones. Especialmente de aquellos usados para la construcción del Front-End de las aplicaciones, y que por su naturaleza son más propensos de ser utilizados en aplicaciones ricas en interactividad: HTML y su primo-hermano el CCS, Javascript, Ajax, y Actionscript (Flash), a sabiendas de que este es un lenguaje un poco más complejo.

La diferenciación entre estos lenguajes y otros que corren del lado del servidor, como PHP, ASP, C#, Visual Basic o más recientemente Python y Ruby on rails, puede ser importante a la hora de entender cómo se conceptualiza una aplicación y cómo se construye su arquitectura. Puede ayudar entender a cabalidad qué se puede hacer y que no desde el punto de vista técnico. Pero más importante aún, es útil para dar cuenta de cuán costoso y complicado podría hacer algo que cae en esas zonas grises donde las cosas son factibles técnicamente, pero requieren de tiempo y esfuerzos extraordinarios. Entender estos elementos lo más temprano posible del inicio de un proyecto, puede ser importante.

Un paso más allá, cercano ya a verdaderos iniciados, está la comprensión de lo que significa la programación orientada a objetos y los recursos discursivos de ésta: loops, funciones, clases, etc. A este nivel, seguramente se preguntará el lector, ¿para qué llegar hasta allá? Y la verdad es que no creo que sea imprescindible, pero ayuda mucho entender cómo piensan los programadores y las máquinas.

Metodologías de trabajo

Más aún, soy de los que piensan que la mayorías de las cosas se aprenden haciéndolas uno mismo. Las nociones y el entendimiento de algo realmente se logra cuando s uno mismo quien se sienta a pensar los problemas desde la perspectiva y con las herramientas del otro. Es una metodología de vida y de trabajo que me resultó para aprender de fotografía, de diseño, de periodismo y, más recientemente, de programación.

Las horas invertidas en planificar un algoritmo, definir sus variables y sus funciones, y trabajar en él para hacerlo funcionar, son horas que distan mucho de ser un desperdicio.

¿Cómo dirigir la construcción de una compleja base de datos de resultados electorales que alimente a una aplicación gráfica que los muestre por circunscripción, si nunca se ha entendido cómo se crea y cómo se ve una de estas herramientas en MySQL o Access?

Considerando además que el trabajo en contenidos digitales suele hacerse a 3 manos: un productor del contenido, un diseñador del continente y un programador del contenedor; considero importante agregar que el periodista de hoy en día debe tener también nociones sobre el diseño “gráfico” y la usabilidad de los contenidos distribuidos en estas plataformas. Algo que seguramente es recíproco.

El conocimiento compartido genera un lenguaje común y amplía las posibilidades a la hora de buscar soluciones a los problemas que pueden surgir cuando se está construyendo un relato digital.

Pero además, visto desde el punto de vista contrario, la ignorancia nos deja en un estado de indefensión absoluto. Nos hace dependientes 100% de terceros, que no siempre estarán a nuestra disposición y que, aunque lo estén, siempre tendrán otras ocupaciones. En estos últimos años he formado y he visto formar a muchos periodistas digitales que son incapaces de producir casi ninguna pieza de impacto en sus medios por esta razón. Desde mi punto de vista, un periodista digital que es incapaz de ensamblar una página HTML o crear un blog a su gusto utilizando herramientas como WordPress, es un analfabeta digital.

¿Dónde, cuándo cómo?

¿Dónde y cómo adquirir esas habilidades computacionales? Existen muchos institutos que ofrecen opciones de formación en lo que llaman “programación web”: html + css + php + MysQL. Algunos lo hacen directamente ofreciendo estas herramientas, otros llegan a ellos a través de paquetes informáticos: Dreamweaver o similares. Es un camino.

Actionscript es un lenguaje potente y de avanzada, pero viene en caída por las restricciones a leer las películas flash que poseen las tabletas portables y los móviles. Así que el estudio de Flash, que era la ruta más directa a Actionscript, parece no tener mucho sentido en nuestros días; aunque sigue siendo una excelente forma de entrar en el mundo de la programación dirigida a objetos.

Javascript y AJAX son quizás de los lenguajes más esquivos, quizás porque son bien complejos. Ellos, junto al nuevamente en boga HTML5, sufren además por las inconsistencias de los navegadores a la hora de interpretar sus comandos. Al usarlos se entra en una verdadero calvario de ajustes para que las cosas programadas se vean bien en IE, Firefox, Chrome y Ópera.

La escuela de periodismo de la Universidad de Columbia ha abierto un programa dual de periodismo y ciencias de la computación. Una alternativa bien distante y difícil, pero que seguramente será emulada por instituciones de otros lados del mundo. Al menos, esperemos que sea así.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. 25 enero, 2016 de 5:54 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: